Aprende a aplicar técnicas pictorealisas a tus composiciones gráficas

Las fotografías se encuentran presente constantemente en el mundo moderno, ya sea en una reunión familiar, una salida con los amigos, algún evento en la oficina o simplemente que desees tomarte una selfie porque te gusta tu aspecto hoy en día podemos capturar una imagen y preservar una memoria cada que lo deseemos.

Estamos tan habituados al clic de la cámara que nos cuesta creer que en años anteriores pocos eran los que podían guardar su imagen en el tiempo, y aquellos que lo hacían dedicaban largas horas para posar frente a un pintor mientras este intentaba plasmar en lienzo la percepción de aquello que veía.

La fotografía tiene su origen en la pintura y en ese deseo egocentrista del ser humano de ser recordados, o bien el miedo irracional a ser olvidados, en ese entonces las pinturas eran la única forma en la que alguien podía ver su imagen plasmada para siempre en una superficie.

Sin embargo esos tiempos han quedado atrás y ahora cualquier ser humano posee cientos de imágenes de sí mismo para ser recordado.

Pero hay quienes extrañan la visión romántica de una pintura, el aspecto texturizado la pintura y la conservación rudimentaria del retrato, pero que aun así se apegan a la rapidez y facilidades que ofrecen las cámaras réflex y los flashes.

Para todos esos fotógrafos puristas, que añoran una visión antaña de la imagen sin descartar los beneficios de la tecnología ha surgido una nueva visión fotográfica que conglomera lo mejor de ambos mundos.

Estamos por tanto hablando de una técnica gráfica llamada pictorealismo o bien fotografía impresionista.

¿En qué consiste la fotografía impresionista?

Esta nueva corriente fotográfica es relativamente nueva y comenzó a popularizarse durante los últimos años de la primera década de los 2000.

La técnica consiste básicamente en hacer que una imagen parezca una pintura impresionista, valiéndose de varios métodos y mecanismos para lograr ese efecto y es tan fantástico que muchas veces las imágenes gráficas logran confundirse con una pintura al primer parpadeo.

La fotografía impresionista busca combinar ese purismo romántico y clásico de las pinturas con la efectividad y facilidad que proporcionan las cámaras y los lentes modernos, dando al espectador una nueva gama de sensaciones visuales que le permitan expandir su mente ante la posibilidad de la fusión de estas técnicas.

Con este tipo de imágenes el fotógrafo busca no únicamente mezclar pasado y presente, sino también transmitir emociones concretas e intensas a través de trazos inexactos que difuminan imágenes nítidas, llegando a desatar la creatividad y emocionalidad de aquellos que aprecien esta forma de arte.

 

¿Cómo se hace una fotografía impresionista?

Pues como en todo tipo de arte en el fotorealismo las técnicas nunca son exactas y dependen en realidad del camarógrafo, de su estilo personal, su intención y la composición que desea plasmar en la imagen.

Si estás interesado en llevar a cabo este tipo de imágenes te recomendamos que tu primer paso sea instruirte en el arte impresionista, la fotoeducación es de suma importancia en este tema, en especial porque para aplicar esta técnica correctamente nos basamos en una corriente de arte histórica que tiene sus propias técnicas y modalidades.

Considera además la posibilidad de realizar un curso de fotografía online sobre fotografía impresionante, ya que interactuar con un experto que te expliqué estás técnicas es probablemente la mejor forma de aprenderlas.

Sin embargo una buena teoría sobre el tema puede ayudarte a expandir tu mente y a que te animes a probar esta magnífica y sublime técnica gráfica.

 

  • Lentes especiales y cristal.

 

Como ya mencionamos antes no existe una técnica exacta para realizar este trabajo, sin embargo una que está siendo implementada por muchos fotógrafos es la utilización de lentes especiales o cristal.

El truco con los lentes consiste en que estos están diseñados para desenfocar las imágenes que están frente a la cámara, dispersando la luz a través de ellos y dando la sensación de que estamos observando a través de vidrio.

En cambio la utilización del cristal es una modalidad más sencilla y creativa, ya que consiste en situar placas de cristal justo frente al lente de la cámara entre los objetos que deseamos fotografiar, difuminando la imagen de fondo.

Una característica importante del cristal es que al ser prescindible podemos jugar con él y algunos fotógrafos han optado por dar pinceladas al vidrio con barniz transparente o bien de colores, según la intención de la composición fotográfica, para así darle un aspecto de pintura mucho más realista.

Con esta técnica todo se trata de ensayo y error, animándonos a experimentar de diferentes formas, utilizando pinceladas, trazos o punteos sobre el cristal para darle ese aspecto impresionista.

 

  • Utilizar photoshop y manipulación visual.

 

Podríamos decir que esta es la técnica más predecible para logra el efecto impresionista, sin embargo también requiere de una gran precisión ya que no todos los fotógrafos dominan a la perfección este tipo de programas de edición.

Al igual que en el caso anterior se trata de experimentar distintos filtros, acabados y técnicas a fin de que logremos el estilo que deseamos.

La clave está en no ser convencionales y por el contrario arriesgarnos a hacer diferentes cosas que nos permitan llevar nuestra gráfica a diferentes perspectivas que lo hagan parecer una fusión de pintura y fotografía.

Una vez más es de suma importancia que te eduques en la utilización de este tipo de programas de diseño hasta que logres dominarlos por completo, pues de ello depende la consistencia de tu trabajo gráfico.

Lo más fascinante de la fotografía impresionista es que realmente no hay una mala toma, pues muchas veces se trata de desenfocar lo que hay en el lente hasta dale un aspecto puntillista.

Ten en mente todo lo que quieres lograr con este tipo de gráficas, pues recuerda que el pictorealismo no se trata de formas exactas sino de transmitir sentimientos a través de líneas difusas y borrosas similares a las pinceladas de un lienzo, transportando al observador al pasado y vinculándolo con este arte.

 

2 enero, 2017

0Respuestas enAprende a aplicar técnicas pictorealisas a tus composiciones gráficas"

Deja un mensaje

© Fotoeducacion.com// Todos los derechos reservados, 2015-2017